Ciudades amigables con las personas mayores

La OMS inició el “Proyecto Ciudades Amigables con las Personas Mayores” con el objetivo de mejorar la calidad de vida de las personas de la tercera edad. Pero, ¿en qué consiste exactamente?

En nuestra sociedad, las personas mayores ocupan un lugar esencial, son pieza fundamental y clave para el desarrollo de las políticas públicas.

La esperanza de vida de las personas ha ido en aumento a lo largo de las últimas décadas, tanto la proporción como el número absoluto de personas mayores está aumentando de forma notable en las poblaciones de todo el mundo, razón por la cual el envejecimiento se ha convertido en una cuestión política.

Desde la OMS se ha iniciado el “Proyecto Ciudades Amigables con las Personas Mayores” con el objetivo de mejorar la calidad de vida de las personas de la tercera edad y para tratar de dar una mejor respuesta a sus necesidades.

El proyecto forma parte de la estrategia de la OMS para la década del Envejecimiento Saludable (2021-2030), en el marco de la Agenda 2030 y los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

¿Qué es una ciudad amigable con las personas mayores?

Una comunidad o ciudad amigable con las personas mayores es aquella que está interesada en promover un envejecimiento saludable y activo, optimizando los recursos y servicios municipales con el objetivo de mejorar la calidad de vida de las personas de la tercera edad.

¿De dónde surge esta iniciativa?

Esta iniciativa surge en el XVIII Congreso Mundial sobre Gerontología en Río de Janeiro, Brasil en junio de 2005. El proyecto global “Ciudades Amigables con la Edad” fue desarrollado por Alexandre Kalache y Louise Plouffe, en la oficina central de la OMS, encargada de impulsarlo y de lograr que las ciudades se comprometan a ser más amigables con la edad. En España, el IMSERSO es el organismo encargado de la coordinación, lleva a cabo el asesoramiento y la información para lograr los objetivos marcados por la OMS.

¿Cómo puede ser tu localidad una ciudad amigable con las personas mayores?

Es muy sencillo, la OMS pone disposición de los ayuntamientos una Guía básica para lograr ser amigable con la tercera edad. Las administraciones interesadas en adherirse a la “Red Mundial de Ciudades y Comunidades Amigables con las Personas Mayores”, se tienen que comprometer a promover la participación de las personas mayores en todo el proceso, favoreciendo su empoderamiento.

El proyecto para ser una ciudad amigable consiste en una investigación inicial en la que se elaborará un Diagnóstico de la realidad social de las personas mayores en el municipio, un Plan Estratégico de Acción, su posterior implementación y seguimiento y evaluación de los resultados.

La metodología de investigación se encuentra regulada por el Protocolo de Vancouver, consistente en emplear una metodología participativa y cualitativa, basada en la elaboración de grupos focales y entrevistas dirigidas a las personas mayores y a las personas cuidadoras, así como a otros actores clave. El protocolo de Vancouver otorga un papel principal a las personas mayores, favoreciendo espacios de toma de decisiones y convirtiéndoles en protagonistas en el proceso de análisis y mejora de la localidad en diversos ámbitos.

¿Qué es la “Red Mundial de Ciudades y Comunidades Amigables con las Personas Mayores”?

La red fue promovida por la OMS en 2010 con el objetivo de conectar ciudades, comunidades y organizaciones de todo el mundo con una misma misión compartida: “hacer de su entorno un lugar mejor donde envejecer dignamente y con calidad”.

Los municipios adheridos a la Red obtienen un certificado acreditativo de “Ciudad Amigable con las Personas Mayores”, en el que se comprometen a trabajar en colaboración con las personas de la tercera edad para mejorar sus necesidades.

Formar parte de la Red supone, además, compartir experiencias y logros con otras ciudades y pueblos, intercambiar información y conocimientos apoyarse para encontrar soluciones innovadoras.

¿Cómo puede el Ayuntamiento de mi localidad solicitar la adhesión a la Red?

El proceso de solicitud para todas las administraciones que deseen adherirse requiere:

  • Implementar el Proyecto de “Ciudades Amigables con las Personas Mayores” consistente en la elaboración del Diagnóstico, del Plan de Acción, y Evaluación y Seguimiento de resultados.
  • Cumplimentar el Formulario de Solicitud de Adhesión.
  • Elaborar una carta desde la Jefatura, por ejemplo, del Alcalde o de la Administración Pública indicando el compromiso formal para ser más amigable con las personas mayores
  • Confirmación de que el solicitante está de acuerdo con los valores y el enfoque de la OMS para crear ciudades y comunidades amigables con las personas mayores y contar con los recursos humanos y financieros para llevar a cabo el enfoque de las ciudades amigables de la OMS y participar activamente en la Red.
  • Designación de una persona de contacto para la Red con el objetivo de facilitar la comunicación y el intercambio.

¿Y tu municipio? ¿Es amigable?

¿Deseas que tu municipio sea una ciudad amigable con las personas mayores? Desde Imagina Bienestar podemos ayudarte a hacerlo posible. Llámanos al 910888825. También puedes consultar todo lo que podemos hacer por tu ciudad en nuestros Servicios para Administración Pública.